Pro inversión


Incentivo para compra de activos fijos

Una de las medidas que busca generar un shock de inversión de corto plazo es la depreciación instantánea.

Este mecanismo, que se aplicará de manera transitoria por los dos primeros años de vigencia de la ley, permite considerar como gasto de manera instantánea el 50% de la inversión en activos fijos, desde que se inicie su utilización. Al restante 50% se le aplicará una depreciación acelerada.

Esto estimulará rápidamente la inversión, ya que incentiva directamente al inversionista al otorgarle una reducción inmediata de su pago de impuesto al momento de realizar su compra de activos fijos. Esto se refiere a la compra de máquinas y equipos, por ejemplo.

En el caso de inversiones realizadas dentro del territorio de La Araucanía, el proyecto concede una depreciación 100% instantánea por un periodo de 2 años.

Incentivo para construcción de viviendas

Con foco en la clase media, busca fomentar la construcción de viviendas entre las UF 2.000 y UF 4.000, extendiendo el crédito especial IVA aplicado a empresas de construcción. De esta manera, para viviendas con un valor entre dicho rango, se aplicará una rebaja de 45% del IVA, con un tope de 225 UF, lo que generará un impulso en la actividad de construcción.

Además, en mercados competitivos, el menor costo debiera traducirse en un menor precio a pagar por las familias.